Jueves, 05 de abril de 2007

TRAGEDIA Y FARSA ASTRON?MICAS

Enrique Arias Valencia


Karl Marx afirm? una vez que todos los acontecimientos hist?ricos suceden dos veces, primero como una tragedia y en segundo lugar como una farsa. Si la condena de Galileo en 1633 fue la tragedia, entonces podemos suponer que el perd?n que pidi? la iglesia cat?lica hace algunos a?os, le pidi? a Galileo es la farsa. Al menos la tradici?n popular est? convencida de que Galileo fue virgen y m?rtir de la ciencia. Sin embargo, los m?s sabrosos acontecimientos de la vida de Galileo nos entregan un retrato m?s humano, sin su aureola de santidad pero mucho mas interesante.

Nuestra pregunta ser? ?es Galileo una v?ctima inocente de las persecuciones de la malvada

inquisici?n o tuvo que ver su car?cter tan ajeno de los matices de la leyenda del c?ndido m?rtir?.

Finalmente quiz? Galileo sea en realidad la farsa que precedi? a una tragedia que se llevo a escena antes del heliocentrismo militante del siglo XVI.


GALILEO EL TERRIBLE

El primer conflicto entre ciencia y religi?n se libr? en torno a los cielos, durante el alba de la astronom?a telesc?pica. Claro que hubo antecedentes de heliocentrismo entre los griegos, pero fueron los renacentistas italianos quienes convirtieron dicho sistema en una obra de arte. Por supuesto, la fuente de inspiraci?n del renacimiento era la antig?edad cl?sica.

Lutero afirmaba que Cop?rnico era un blasfemo al proponer el eterno girar de la Tierra alrededor del sol; por que en las escrituras se entend?a que la Tierra estaba fija, pues el mism?simo Josu? hab?a detenido el sol para ganar una batalla con el favor de dios.

No obstante, como en Cop?rnico hab?a demorado la publicaci?n de su obra casi hasta el d?a de su muerte habr?an de ser otros quienes se dedicaran a desarrollarla y difundirla. En Alemania, el astr?nomo m?stico Johannes Kepler estaba convencido del sistema copernicano por que rend?a culto a Helios, Se?or y dador de vida. Kepler contaba con el apoyo de influyentes jesuitas, era ?l de car?cter diplom?tico y por ello tuvo graves problemas con la iglesia, salvo algunos roces espor?dicos.

El creador del lenguaje matem?tico de la ciencia renacentista fue Galileo. E l descubri? las leyes de la din?mica en el sentido moderno del concepto.

Y sin embargo, Galileo salta ala inmortalidad cuando se entera de la invenci?n del telescopio en Holanda; por que si bien los flamencos usaban el telescopio para buscar nuevas tierras en altamar, para columbrar nuevos mundos en los cielos. Armado por el blas?n del heliocentrismo Galileo descubri? los sat?lites de J?piter que fueron llamados galileanos.

Uno de los m?ximos logros de la ciencia, es que cuenta con un mecanismo que le permite, con el tiempo autocorregirse. Lo que emprendemos los seres humanos, no es perfecto pero si perfectible por medio de la practica. Desde aquel a?o de 1609 en que Galileo Galilei uso su anteojo de treinta aumentos para estudiar el firmamento su figura quedo esculpida en la historia de la ciencia como una presencia parad?jica . En la vida de Galileo intervienen su car?cter personal, su solitario esp?ritu, su presunci?n sus modales sarc?sticos y su ego?smo. De otro modo, ?c?mo podr?amos explicarnos que en el Dialogo sobre los sistemas principales del mundo, nuestro h?roe no menciona los descubrimientos de Kepler que tanto le hab?an servido, pero si tiene tiempo para burlarse del papa en dicha obra?. Galileo tambi?n false? una teor?a de las mareas para apoyar la teor?a de los movimientos terrestres. Sin embargo, Galileo con su telescopio hab?a observado correctamente que Venus presenta fases como lo prev? el modelo copernicano.

Galileo era muy h?bil para buscarse enemigos influyentes. Disputaba con el jesuita Scheiner

el descubrimiento de las manchas solares, y cuando Galileo publico su Di?logo, el sacerdote hizo notar que uno de los personajes de la obra, el torpe Simplicio, el cual defend?a la idea de una Tierra inm?vil era una burda caricatura del papa Urbano VIII. Lo mas curioso es que dicho papa hab?a sido amigo de Galileo, incluso hab?a compuesto un poema para celebrar su descubrimiento de los cuatro sat?lites de J?piter; pero el astr?nomo se las ingenio para enemistarse con ?l y el papa no tuvo mas remedio que citarlo a declarar en el tribunal de la Iglesia. Galileo fue juzgado y obligado a desdecirse en 1633. No fue torturado pero si amenazado. Como podemos ver parece que Galileo provoco su propio juicio en el cual no sufri? el rigor de toda la ley, por lo que se trato de una farsa dirigida por su temperamento.


GIORDANO BRUNO

Galileo fue la farsa. Si Karl Marx tiene raz?n debemos buscar la tragedia que precedi? a Galileo. El 27 de febrero 1594 Giordano Bruno es encerrado en el calabozo del Santo Oficio de la ciudad de Roma, debido a la actitud que el reo hab?a mostrado hacia variados temas cient?ficos y teol?gicos.

Recordemos que en la ?poca de Bruno hab?a quienes afirmaban que la Tierra ocupaba el centro del Cosmos, y hab?a quienes defend?an con pasi?n desmedida la idea de que era el Sol del centro del Universo. Pues bien, para Bruno el universo es infinito y no tiene centros particulares, con un n?mero infinito de soles y planetas, haciendo pedazos el sistema de Ptolomeo, desbaratando incluso las esperanzas del heliocentrismo neonato. Giordano demostr? que ni la Tierra ni el Sol eran el centro del Universo.

Tambi?n declar? que las estrellas se mueven y los movimientos perfectamente circulares solo existen en la geometr?a y no en la realidad. Por eso las ?rbitas de los planetas no deben considerarse circulares, como afirmaba toda la antigua astronom?a. Su libro Del infinito universo y de los mundos era toda una provocaci?n, pues la Iglesia opinaba, que infinito s?lo Dios.

Bruno era un sacerdote, pero en filosof?a mucho de pante?sta. Contemplaba la naturaleza como vida, alegr?a y belleza, plena de actividad y divinidad manifiestas. La religi?n nada significaba, a menos que el Creador fuera distinto de su creaci?n. Bruno sosten?a que eran id?nticos. El nuevo Cosmos de Bruno no ten?a sitio para el cielo de la religi?n. Elucubr? la imposibilidad de obtener mediciones precisas, ya que si los cuerpos est?n formados de ?tomos en continuo movimiento, entonces los extremos de estos y del instrumento de medici?n no son precisos. Estos argumentos y otros muchos provocaron su arresto y fue sentenciado en la hoguera el 17 de febrero de 1600.


CONCLUSI?N

Galileo expres? que: ?El libro de la naturaleza est? escrito en el lenguaje de las matematicas?. Y vaya que se empe?? en demostrarlo. Muchos a?os despu?s, Descartes hered? la ense?anza de Galileo y en un chispazo de intuici?n descubri? el plano que ahora lleva su nombre. Hay quienes responsabilizan a Descartes por la supuesta cat?strofe que dividi? al mundo en dos mitades. Una espiritual y otra material. En realidad, cuando el fil?sofo franc?s elabor? el plano cartesiano no s?lo dividi? el mundo en dos sectores conocidos como X e Y, tambi?n dividi? su plano en cuatro cuadrantes. Y la herencia de Descartes es s?lo una met?fora que podemos trascender con la ayuda del pante?smo como el que practic? Giordano Bruno; despu?s de todo, para Bruno el Universo es infinito, y eso es algo que muchos matem?ticos de hoy tambi?n lo saben.


Tags: Galileo, Giordano Bruno, astronomía

Publicado por Ariastoteles @ 0:36
Comentarios (1)  | Enviar
Comentarios
Este es un ensayo bastante acertado, ameno y muy bien redactado.
Me fascina "Il Proceso" as? que fue muy interesante leer este escrito
Enhorabuena al escritor.

Ahmed-House
Publicado por Invitado
Viernes, 03 de julio de 2009 | 1:45