S?bado, 21 de abril de 2007
Enrique Arias Valencia

?De d?nde procede la imprudencia de Dios? Si Dios quiere ser bueno, pero no puede serlo, es posible que la imprudencia divina proceda de su juventud. Los j?venes son buenos por naturaleza, pero no son lo suficientemente buenos debido a su inexperiencia. Dios se autoproclama bueno. Por lo tanto, cree serlo. En la pr?ctica no lo es. Esto refuerza la hip?tesis de la juventud de Dios.

En ?ltima instancia, Dios es un producto cultural, una met?fora que usamos para intentar paliar el abandono al que nos tiene condenados la naturaleza indiferente. Y sin embargo, sabemos, por la belleza y el bien, que Dios es excelente creador.

Tags: Mitología, arquetipos, Dios, Enrique Arias Valencia

Publicado por Ariastoteles @ 22:43
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios