Mi?rcoles, 28 de noviembre de 2007
El ate?smo absoluto

Enrique Arias Valencia

S?lo soy un aficionado. No soy un especialista de nada. Por eso, voy a citar de memoria, sin rigor acad?mico, sin se?alaros la p?gina, sin siquiera estar seguro de d?nde saqu? esto que voy a deciros, buen padre. Pues bien, parece que fue Dostoyevsky quien afirm? que si Dios no existe, entonces todo est? permitido. A primera vista las palabras del c?lebre escritor ruso son una invitaci?n al libertinaje. Y sin embargo, tiempo ha que yo he querido darle a esa frase otro cariz. Si todo est? permitido, entonces tambi?n est? permitido creer en Dios, aunque Dios no exista. Y eso s? es una haza?a. Si Dios no existe, entonces todo est? permitido, hasta ser un hombre decente, sin necesidad de forjar la moral con base en el temor a un Dios ausente. Despu?s de todo, parece que el pecado permanente de Dios es de omisi?n. Dios nunca est? cuando realmente se le necesita.
Nietzsche me ense?? qui?n es la ?nica persona esclarecida de todo el Nuevo Testamento. Es Poncio Pilatos cuando se atreve a preguntar: ??Qu? es la verdad?? ?Puede pues, un ateo adorar a la verdad sea esta lo que sea, un demonio incluso? Por primera vez en mi vida, el ate?smo absoluto ya no es un lejano ideal. Si los mandamientos fueran ?Honrar?s a Dios sobre todas las cosas?. Y ?Amar?s a tu padre y a tu madre? quiz? no sonar?an tan extra?os a mis o?dos.

Tags: papá, Enrique Arias Hermida

Publicado por Ariastoteles @ 1:00
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios